jueves, 7 de agosto de 2008

Limpiar la biblioteca

Ayer como todos los años en vacaciones me dediqué ayer a limpiar mi biblioteca. Mi biblioteca es el rincón más apreciado de mi casa y el más valioso. Aunque muchas veces lo he intentando todavía no he tenido la paciencia y dedicación de contar los libros que tengo y las materias que tocan. Quizás llegue algún otro día que lo dedique a su limpieza.
Esta operación además de limpiar el polvo a la biblioteca y a los libros incluye también o
tra tarea harto difícil y que ya la doy por inalcanzable: ordenarlos de tal forma que me sea fácil y rápido saber los que tengo y dónde se encuentran.
También todos los años he de someterme a la complicada y casi dolorosa tarea de desprenderme de algunos para poder facilitar sitio a los que han sido adquiridos durante el último año. Es, digo, una tarea que me resulta complicada: dudo una y otra vez en si he de desprenderme de ese libro que ya tengo en la mano, que adquirí con cierto esfuerzo económico en su momento, que leí y tal vez subrayé como casi siempre hago, que pertenece a una época de mi biografía con sus propias inquietudes, interrogantes, problemas ... Por ello es también una dolorosa tarea: es como si pretendiera dejar en el olvido, como si pasara página de aquella etapa. Pero es una tarea que he de acometer y no sólo por necesidad de dotar a mi biblioteca de cierto orden y de dar entrada a los nuevos libros adquiridos. Es que éstos, como los aquellos de los que me he desecho, representan un nuevo momento en mi biografía. Como homenaje a los que se fueron, como bienvenida a los que se van integrando aquí van unas fotografías.


He comenzado a leer LA DEMOCRACIA POSIBLE. Principios para un nuevo debate político, de RONALD DWORKIN. Del prólogo copio lo siguiente que constituye los temas de los que, según el autor, se ocupa el libro: Toda sociedad política económicamente avanzada y culturalmente plural -incluyendo las nuevas democracias y las sociedades que son firmes aspirantes a convertirse en democracias - deben encontrar el modo de elegir entre creencias antagónicas acerca de la naturaleza y fuerza de los derechos humanos, acerca del papel de la religión en la política, acerca de la distribución de la riqueza económica de la comunidad y acerca del carácter y formas de la política mediante la cual se toman esas decisiones. ...

1 comentario:

Blog de Paco Piniella dijo...

Yo he tenido que comprar este año otra librería, paciencia!
Buen verano,
Paco